lunes, 29 de junio de 2009

EL LLANTO DE LA TIERRA





Subiendo por la ladera
que fué un bosque de quejigos
oí el llanto de la tierra
que lloraba por sus hijos.
Le pregunté su desdicha
por respuesta, me maldijo,
pues cómplice soy en vida
de lo que mi hermano hizo.
Pedí perdón a la tierra
en nombre de mis amigos;
raza humana sin consciencia
propia de cualquier ser vivo.
Más, juré sobre la arena
oscura del fuego maldito,
que llevaría su llanto
hasta su último enmigo.
Y de las cenizas negras
de aquel bosque de quejigos,
se levantará con fuerza
de nuevo otro Paraíso.




4 comentarios:

Ñoco Le Bolo dijo...

… con la mirada en las palabras…

Serán todavía muchas las ocasiones por la que hayamos de derramar unas lágrimas por la tierra, y La Tierra. Serán lágrimas fructificadoras ya que llegarán a la semilla que ahora está oculta, de la que nacerá otra forma de entender la naturaleza.

... muxu bat - zuri bihotza
(si supiera escribir y entender otra cosa, la pondría)


CR & LMA
____________________________

Monchito dijo...

A veces me pones los pelos de picos de pardo... Que lo sepas...
La verdad es que expresas muy bien lo que debe sentir esta pobre en la que nos ha tocado vivir, o al menos lo que pensamos los que estamos un poco sensibilizados con el tema, por que si la pobre pudiera hablar que barbaridades no nos diría...
Un besito de madera, Jumenta, casi me sacas una lagrimilla de barniz.

LAGUN dijo...

Sabes que en una sección de mis escritos siempre hay un hueco para la naturaleza. Muchos de mis compañeros no entienden el por qué de esas entradas y esas secciones en mi blog, pero... no cejo en el intento.

¡No sé! Me ha recordado a lo que dices: "llevaría su llanto hasta su último enemigo".

Un beso.

Deborah dijo...

Mil gracias por tan bello versos a nuestra madre tierra.Espero que perdone las ignorancias de sus hijos.Increible lo escrito y aun mas increible la belleza que nos regala la naturaleza.Un abrazo muy fuerte